#LoUltimo Experiencias Lugares que hay que probar

Bar Porfirio: ecléctico y sabroso

Abierto a fines de Octubre y con una propuesta que está muy por sobre el promedio de otros bares del sector – la calle Manuel Montt entre Providencia y Eliodoro Yañez – , Porfirio apuesta por una cocina ecléctica y de influencias mexicanas, lo que también se aprecia en su barra especializada en coctelería a base de mezcal. Comandada por el español Borja Santanton, un bartender que ha recorrido el mundo y que en Santiago estuvo tras las barras de Taringa y Brunapoli Vitacura, cuenta con creativas preparaciones como Mezcalita ($ 6.100), un cóctel fresquito, cítrico y algo floral, donde este destilado de agave es mezclado con licor de hibiscus, jugo de limón, pomelo, jarabe de rica rica y agua tónica. En la misma línea de la frescura pero con un perfil picante está La Mula ($ 5.900), combinando el mezcal con miel de agave, hierba buena, jugo de limón y ginger beer de la casa, este último bastante invasivo que anula el resto de los sabores. A revisar ahí las medidas. Mucho más equilibrado es el Oax ($ 5.900), con Campari domando a la fiera del mezcal y donde también juegan un syrup de jengibre y jugo de limón. Si bien el Campari le otorga un rico toque amargo y mayor complejidad, es un cóctel que funciona muy bien como aperitivo, momento para darle una probada a su cocina con preparaciones como Los Veganos ($ 6.400), trío de tacos que incluye unos sabrosísimos hongos al ajillo; zapallo butternut, cebolla y corazón de alcachofa asados con ají amarillo y chimicurri; y un tofu rebozado en miel y sésamo frito que no logra brillar como los anteriores. La Tostada de Atun ($ 5.400, en la foto) es una maravilla, con cortes de atún – al estilo de un sashimi – con palta, cilantro, sésamo y dressing “de culto” sobre una tortilla de maíz frita. En zonas más contundentes, hay buenos sánguches, y ahi buena idea es la Cochinita ($ 5.900), a base de carne de cerdo deshilachada y preparada con salsa criolla y mayo de poroto negro. Servida en pan marraqueta, viene con su propio caldo de cocción lo que le da más enjundia. La Burger ($ 6.400), bien agringada y a punto, es una hamburguesa de wagyu a la parrilla que viene con tocino, queso cheddar, pepinillo dill y un toque de salsa BBQ. De postre, no hay que dejar de probar El Caramelo ($ 3.900), un flan de exquisito sabor y textura, servido tibio y acompañado de un sorprendente helado vegano de chocolate.

Bar Porfirio.
Av. Manuel Montt 697, Providencia.
Teléfono 9 3391 9721.
@barporfirio

También te podría interesar:  La «Nueva Normalidad» en Manuel Montt

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: