#LoUltimo/Experiencias/Restaurantes

Los nuevos aires de Áurea Restaurante

Foto: © Áurea Restaurante

Áurea, el mismo restaurante de la dupla formada por Ismael Lastra y Tomás Saldivia que hace poco brillaba con su cocina de autor en Bellavista, migró al interior del Hotel Acacias de Vitacura. Con un entorno privilegiado al cual se accede por una tranquila calle, acaba de habilitar su terraza – siguiendo los protocolos exigidos en tiempos de pandemia -, un rico espacio que invita al relajo y a la desconexión junto a mucha vegetación y el gran parque del hotel a sus espaldas. Por estos días es ahí donde se pueden probar las preparaciones de su nueva carta, la cual sigue en sintonía a lo que encontrábamos en su anterior propuesta, una cocina creativa que juega con los productos y que tiene entre sus principales rasgos el manejo de los contrapuntos de sabores y texturas. Buen ejemplo es el fresco Ceviche de la casa ($ 12.900), protagonizado por cortes de salmón madurado a 45°C, camarones cocidos, locos, cebolla morada, pimentones y palta, y donde la clásica leche de tigre es aquí reemplazada por una leche de chancho en piedra. Siguiendo con sus entrantes, cuentan con un Paté de ave casero ($ 8.900) preparado con miel de palma y manzanas rojas, servido en tres versiones para untar: pesto de pistacho, coco tostado y trufado. Siendo este último más invasivo por la incorporación del aceite de trufa – pasándole así la cuenta al resto de la comparsa –, no deja de ser un plato de gran sabor, sencillo pero el cual todos se pelean en la mesa.

Foto: © WhereLunch

La carta, a la cual se accede por código QR y que también está disponible en su pagina web, avanza en fondos como el Risotto de setas, encurtidos y verduras baby ($ 8.900), servido en profundo plato de piedra y servido con salvia, avellanas tostadas, arena de aceituna y parmesano. La textura cremosa del risotto funciona muy bien con las verduras encurtidas, las que aportan frescura y distintos contrapuntos como ocurre con los rabanitos, de intensos sabores y toques agridulces. De la tierra al mar con la Merluza patagónica asada ($ 13.900), la cual llega a buen punto acompañada de salsa bisquet, habas salteadas con pesto de espinaca, papas panaderas y unos coquetos berberechos. Punto bajo para la sazón del pescado, la cual arreglamos con un poco de sal y pimienta. Otro de sus fondos, el Conejo al coñac ($ 13.900), clásico de la casa que ya habíamos probado en Bellavista, mantiene su notable receta con quinoto, salvia, avellanas tostadas, salvia y tocino crocante. De carne tierna y sabrosa, es un imperdible para los que quieren de vuelta los sabores del campo. Para el final, un festín dulce para no parar de cucharear es la Avellaneda asada ($ 5.500), especie de leche asada pero más compacta en textura, con mucho sabor a avellanas y toques de chocolate chip.

Áurea Restaurante.
El Manantial 1781, Vitacura.
(Interior Hotel Acacias de Vitacura)
Mas información en aurearestaurante.cl
@aurearestaurante

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s