#LoUltimo/Delivery/Experiencias

Yeka: de milanesas y otras adicciones

Yeka Alma Cocinera
Foto © Yeka Alma Cocinera

Decir que Yeka Alma Cocinera es un imperdible para los amantes de las milanesas es subestimar su capacidad culinaria.  Y es que cuando se parte pensando en ellas – che, les quedan buenísimas – y se termina también maravillado por sus empanadas fritas – de las mejores que hemos comido en años – y sus postres, su oferta de delivery es un lujo en estos difíciles tiempos que vive el rubro gastronómico.

Con una diversidad de sabores que alegran el día, sus empanadas fritas (1.900 pesos la unidad) traen una enjundia que literalmente chorrea por los dedos. La criolla trae un relleno tan jugoso que parece un estofado, haciendo bailar las papilas con su mezcla de carne cortada a cuchillo, cebollín, huevo y aceitunas verdes. Igual de sabrosas, pero con un relleno más cremoso, están las versiones que combinan humita de choclo y zapallo, albahaca y mozzarella, o la de hongos, mozzarella y ciboulette. Sus cocineros dicen que la calle los inspira. Y sí, se necesita mucha calle para lograr estos sabores.

Y llegamos a sus milanesas, todo un mundo cuando se tiene el talento no solo de saber prepararlas como dios manda, sino también de combinarlas.  Contundentes, crujientes y muy sabrosas – las hay de bife de vacuno, pechuga de pollo y proteína vegetal sin soya – , en Yeka tienen versiones para todos los gustos (precios entre los 8.900 y 10.900 pesos), con generosos toppings que aportan a cada una su toque maestro. La napolitana, ícono en este tipo de preparaciones, viene con una buena capa de salsa pomodoro, mozzarella gratinada y jamón pierna. Otras, lo hacen con una mezcla de espinaca a la crema y queso parmesano gratinado, mientras que la “gringa” (en la foto), juega con una explosiva mezcla que incluye queso cheddar, cebolla caramelizada, salsa BBQ y “lluvia” de tocino. Si la anterior parece demasiado, no se preocupen, hay opciones menos extremas como la “a caballo” con dos perfectos huevos fritos encima.

Su carta también cuenta con sánguches y pastas, pero como no se nos ocurrió probarlas, vamos directo a sus postres (precios entre los 3.500 y 4.500 pesos). De inspiración casera y con recetas que muestran tradición y cariño, aquí brillan con un adictivo flan de caramelo con dulce de leche, de textura suave y muy cremosa, y un tres leches de biscocho húmedo y cubierto con merengue suizo.

Yeka Alma Cocinera.
Pedidos en yekaalmacocinera.com
@yekaalmacocinera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s