Eventos/Experiencias

La otra mirada de ÑAM

Atala_

El día anterior que comenzara ÑAM Santiago, me encontré con Marcelo Cicali del Liguria. Sin conocernos, empezamos a hablar de temas de gastronomía, cultura y patrimonio. Al final me dijo: “Mi lucha no es el Liguria, mi lucha es otra, el Liguria es mi equipo”. No entendí esto hasta que empezaron las charlas del ÑAM Innova.

ÑAM Innova fueron pequeñas conferencias que duraban 25 minutos y donde los ponentes – profesionales de distintas áreas -, desarrollaban sus charlas en torno a un lema: “Ideas que alimentan al mundo”. Los 32 apasionados ponentes, cada uno con sus ejemplos, mostraron que el cambio depende de nosotros, de los comensales de todo el mundo: eligiendo alimentarse torno a un comercio justo, sostenible, sano y diverso. De aquellas apasionantes charlas, va un recuento inspirador:

Muy emotiva, Julia Franco con “Huertos urbanos de La Reina. Una historia en proceso.” contaba como la creación de un huerto urbano, había generado conexiones entre los vecinos para una mejor convivencia, mayor compromiso con la tierra y su cultivo. En resumen, vivir mejor.

Interesantes resultaron las charlas de las integrantes de la FAO sobre la crisis alimentaria que existe en el mundo. Y que se agudiza cada día. Entre ellas, Eve Crowley con “La agricultura familiar: nutriendo los sistemas alimentarios del mañana”, nos explicó muy bien de como 6 contradicciones ponen en evidencia la crisis alimentaria y los 5 ejes de acción para cambiar esta realidad.

Otros explicaron la importancia de integrar a comunidades de pueblos originarios al tejido gastronómico. Fue el caso de Freddy Alvarez y Andrés Ugaz (Fundación Altiplano), quienes aparte de salvar el patrimonio material de algunas comunidades Aymaras, recuperaron el patrimonio inmaterial, entre los cuales estaba el gastronómico, logrando que los habitantes de las comunidades fueran partícipes de esta conservación. “Si has recibido el mundo de una manera., es un deber dejarlo a tus hijos un poco mejor de lo que lo recibiste” concluía Andrés Ugaz .

Hacer que la cadena alimentaria sea sostenible, es responsabilidad de todos, decía el gran Alex Atala (en la foto). En una entretenida charla, el cocinero brasileño nos explicó – tal como dice el manifiesto de su Instituto ATA -, que “la relación entre el hombre y la comida debe cambiar” y nos contó cómo han integrado una comunidad Baniwe en la valorización de algunos alimentos de la Amazona. Finalmente, notables frases como “La mayor red social del mundo no es Facebook, sino la de los alimentos” sacaron aplausos.

Raúl Quinteros con “Sistemas de comercialización de cadena corta: eficacia y sustentabilidad”, nos mostró algunos ejemplos de cómo en Valdivia, hay diferentes modelos donde los productores venden directamente a los consumidores, siendo de esta manera, mejor recompensados por su trabajo.

Los cocineros han decidido tomar el liderazgo frente a la crisis alimentaria mundial, que cada día sigue profundizándose. El cambio es una realidad. La cocina como motor para crear valor en la identidad de un pueblo o de un país. Así lo explicaba una de las estrellas de la feria, Gastón Acurio, y su proyecto “Puerto Pizarro”, donde lo que buscan es educar a los consumidores para alimentarse de la pesca del día, evitando concentrar la demanda sobre un producto en particular.

Narda Lepes y su charla “Como alimentar a un omnívoro”, no contó que a raíz de la venida al mundo de su primer hijo, pensó cómo enseñar desde recién nacidos, a no entrar al mercado de “mucha grasa, mucha sal y mucha azúcar” y así mostrarles a los niños, la mejor oferta de alimentos que se merecen. “Moderación y variedad” recomendaba.

Mención aparte para el chef argentino Fer Rivarola, que graficó muy bien como la concentración de la demanda sobre una especie, puede hacer desaparecer todo un ecosistema marino, como sucedió en el río Paraná. En consecuencia, como se pierden fuentes de ingresos y parte de un patrimonio cultural gastronómico, junto a sabores, texturas y un largo etcétera.

Por último, America Solidaria – otro de los colaboradores del evento -, puso énfasis en que hay que ponerse en acción desde ahora y desde el sitio que estés y como sea.

A través de la comida comprendemos la importancia de lo que la naturaleza nos da. Y la importancia de protegerla y cuidarla. El mensaje puede repetirse o gritarse más fuerte, pero está claro: tú eres el que decide, a través de lo que comes, que mundo quieres construir.

Un pensamiento en “La otra mirada de ÑAM

  1. Pingback: Se viene ÑAM 2015 | experiencias wherelunch

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s